Días divertidos

Todos más jóvenes que nosotros, parecemos tan viejos ahí sentados esperando que algo pase. Nos quedamos dormidos.

Buenos días cariño,

mi cariño,

cariño de siempre,

querido insolente,

dulce indolente,

abrazo de eco,

cariño pendiente…

La voz de Lynn empieza a sonar. Tú, allá tarareando una dulce tonada, 1999 y no dimos nuestros brazos a torcer. Apenas y llegamos a mayo, nos esperan junio y julio, el tiempo parece eterno… estoy enferma, es evidente, y tu mas alto cada vez, estoy gastada y tú danzante, estoy ebria y tu abrazándome.

Ambos drogados el jueves por la noche, el último jueves de mayo. Con cigarrillo en mano dices ¡que rápido que va el tiempo! Me recargo en tu hombro mientras sonrío y pienso en nosotros desde tantos ayeres.

No puedes huir, me susurras, te tomo de la mano, te miro a los ojos igual que Meredith, y te digo lo sé pero nos estamos divirtiendo.

Un suspiro sobre sale como abrazo y nos empañamos como espejos. Mientras te digo ya no somos nadie, nada cariño.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s